14/9/2014

SERPENTINE GALLERY 2014 Y PASEO POR HYDE PARK

Aquí acaba nuestro viaje a Londres. Hemos dejado para el final una visita que siempre hacemos cada vez que vamos, y que ya se ha convertido en una tradición o especie de ceremonia. La visita al Pabellón de la Serpentine Gallery. Como sabéis, se trata de un pequeño edificio construido durante unos meses al lado de la Serpentine, una galería de arte que encontraréis en Hyde Park. Cada año un arquitecto de prestigio internacional recibe el encargo de proyectar un pabellón efímero, y en esta ocasión le ha tocado al chileno Smiljan Radic.

Y ha proyectado una especie de burbuja rígida sobre unas cuantas grandes piedras, con un vacío en el interior lo cual hace que en realidad sea por dentro un espacio circular. Como el material con el que está construido es fibra de vidrio es muy fino y la luz pasa a través de él, haciendo que el interior tenga una curiosa iluminación. 

Una vez visitado el Pabellón nos acercamos a ver el nuevo espacio de la Serpentine Sackler Gallery, otra parte de la Serpentine cercana a la anterior que está compuesta por dos edificios, uno de ladrillo del siglo XIX y otro (un restaurante) del siglo XXI, de la arquitecta iraní Zaha Hadid. Interesante ampliación que merece la pena visitar.

Y después, un tranquilo paseo por Hyde Park, bordeando el lago Serpentine, cogiendo flores, parando en algunas de las tumbonas que están frente al agua, visitando el Memorial a Diana de Gales... Toda una tarde de parque. Que acaba, como no podía ser de otra manera, cenando en nuestro restaurante japonés de Londres, el Shakura.

Y aquí acaba el viaje de este verano. Un viaje lleno de recuerdos y de vivencias que tardaremos en olvidar... y todo gracias a nuestros más que amigos y a su gran hospitalidad, Consu y Edu. Aquí os dejamos un guiño a la que ha sido nuestra casa de acogida. 

11/9/2014

LEGOLAND WINDSOR

Legoland es uno de los parques temáticos que queríamos visitar hace tiempo. En nuestras visitas anteriores a Consu y Edu no nos habíamos acercado, a pesar de estar en Windsor (cerca de Maidenhead), pero esta vez que nos ha acompañado Hugo este era uno de los planes que había que hacer sí o sí. Y no nos arrepentimos en absoluto. 

Nos hemos llevado sorpresa, porque nos esperábamos un Parque más pequeño y menos impresionante. Pero desde que entramos no cerramos la boca por el despliegue de cosas que hay allí. Hay montañas rusas (no tan grandes como las habituales), atracciones como el río de aguas bravas, tío vivos, tazas giratorias, péndulos, coches para conducir,... pero también legos. Legos por todas partes. En cada rincón hay figuras y construcciones de lego, hechas con las piezas básicas, de metros de altura, pequeñas,... Hay una parte del Parque entera de Star Wars, con escenas de cada una de las seis películas y los personajes construidos en gran tamaño; otra parte de animales, con cebras, jirafas, serpientes y monos, todos a tamaño natural; pero la más impresionante es la zona en la que se recrean distintas ciudades o países del mundo. Los paisajes y edificios más reconocibles elaborados al detalle, sin que falte nada, y de nuevo con las piezas básicas que todos conocemos.

Como en todos los Parques temáticos también hay actividades y representaciones, a distintas horas y muy entretenidas. Nosotros pudimos asistir a uno de piratas y a los peques les encantó, ver a los actores de aquí para allá, animándoles a aplaudir o preguntándoles dónde estaba el pirata malo.

Allí pasamos un día entero, completamente agotador, pero muy divertido. Un plan recomendable para los que paséis por Londres unos cuantos días y tengáis tiempo de acercaros a Windsor (por cierto, si llegáis en tren preguntad en la estación por la lanzadera que os llevará al Parque). Ah, y llevaros comida porque en el Parque es bastante cara!

9/9/2014

FLECHAZO: ZAPATILLAS PARA CASA DE H&M

Preparando la vuelta al cole nos hemos encontrado con estas preciosas zapatilla para andar por casa para nuestro príncipe! Me encantan! y no veía el momento de compartirlo... 

Son de H&M y tallan hasta el 24. Y es que de vez en cuando encuentras pequeñas joyas que te enamoran y en esta ocasión ha sido un flechazo. En H&M suele pasarme bastantes veces, sobretodo para niño, para niña me cuesta un poco más...

7/9/2014

DEL ZOO DE LONDRES A CANDEM TOWN

Continuamos con nuestro viaje y que mejor manera de desconectar del asfalto que ir al zoo. Cogemos el metro y nos bajamos en la estación de Regent's Park; atravesamos ese enorme parque en cuya esquina norte está y llegamos al London Zoo. 

Fue muy impactante ver tantas especies. Lógicamente, las que más les llamaron la atención fueron las exóticas, las que no estamos acostumbrados a ver más que en la televisión. Se quedaban alucinados viendo a los majestuosos tigres, los graciosos pingüinos, las nerviosas hienas y las lentas y altas jirafas, o al guepardo ... y ya no te cuento cuando vieron al enorme gorila mirarnos con ese gesto de poder y a Nemo con su papi... Para los que vayáis, os recomendamos no llevar comida ni liaros mucho para el almuerzo. Porque allí mismo hay un fish&chips y por un módico precio podéis comer todos el pescadito rebozado con patatas y salsa tártara. Nosotros así lo hicimos, al lado de la piscina de los pingüinos, una bonita y sencilla construcción de los años 30 que todavía sigue en funcionamiento.

Después de pasar toda la mañana en el zoo, por la tarde fuimos a Candem porque está muy cerca. Es uno de esos sitios que merece la pena visitar. Todo es muy pintoresco, desde sus fachadas a la gente que pasea por allí. Puedes encontrar desde ropa vintage chulísima hasta moda cibernética... toda una mezcla explosiva. Un buen lugar para comer, o en nuestro caso cenar, porque hay puestos de comida china, tailandesa, italiana o india para llevar o para comer en una zona común. Unos buenos noodles para acabar el día y coger fuerzas para el siguiente. Menudo viaje...

3/9/2014

OTRO DÍA EN LONDRES: MUSEO DE HISTORIA NATURAL Y DE TIENDAS

El jueves, después de la visita a Oxford, volvimos a Londres... Hacía un poco mal de tiempo así que decidimos visitar el Museo de Historia Natural (Natural History Museum), uno de los más bonitos e interesantes para visitar con peques. Allí encontramos increíbles dinosaurios, insectos de todo tipo, peces, aves, osos y tigres, ballenas y delfines,... Volcanes, mares y océanos, rocas... Toda una lección muy divertida e interactiva de ciencias naturales. Allí pasamos toda la mañana de aquí para allá, tocando todo lo que se podía tocar, dando a botones que hacían mover cosas, encendiendo luces para descubrir ecosistemas....

El resto del día decidimos ir de compras. Pero a lo grande, es decir, visitando los mejores y más auténticos Centros Comerciales de Londres: Harrod's, Selfridges y Liberty. De allí no os podéis ir sin pasar por estos tres edificios, que están en Brompton Rd, Oxford St y al lado de Regent's St. Harrod's es el reino de la excelencia, donde podréis encontrar lo mejor de lo mejor, sobretodo no hay que perderse las salas de la comida, impresionantes!; Selfridges, un poco mayor y con una entrada y salas principales expectaculares y Liberty, más pequeño pero igual o más exquisito (impresionante su sección de telas, de hecho da nombre a las telas tipo liberty...). Por supuesto que si vais con peques no podéis dejar de visitar Hamley's, un pequeño reino de juguetes que ocupa un edificio entero y que hará que se vuelvan locos. El paseo de tiendas tiene que pasar por calles como Oxford St, Regent's St (nos gusta mucho la tienda de Anthropologie que descubrimos en Nueva York), Jermyn St, New Bond St y Carnaby St, con el Soho como barrio más alternativo y asequible. En esta última zona descubrimos varias tiendas pop up, espacios itinerantes, que son de los más curiosas, llenas de interesantes novedades y caprichos. La verdad es que siempre es una gozada adentrarte por el Soho y callejear. Eso si, si vais en época de mucho turismo, como verano, navidad, etc, os aconsejamos evitar Oxford ST y Regent´s St los fines de semana, porque esta a tope.

Recomendamos además acabar el paseo visitando el Wagamama que está en el Soho, franquicia de restaurante japonés donde podéis comer platos orientales muy buenos. Los que más nos gustan, el Karelomen (noodles con sopa de coco y muchas cosas más) y el Wagamama ramen (noodles con sopa miso y mucho más). Y de vuelta a casa, coger el metro en Picadilly, justo cuando anochece para ver los anuncios de neones iluminando la concurrida y más famosa plaza de Londres.

31/8/2014

ESCAPADA A OXFORD

Más del viaje a Londres. Mejor dicho, escapada a Oxford durante un día. Tiempo suficiente para conocer lo mejor de esta ciudad famosa por su prestigiosa Universidad, pero que esconde lugares muy interesantes como el Mercado o los rincones del siempre presente río Thames.

No es la primera vez que visitamos Oxford, pero sí la primera vez que entramos al Christ Church College, sin duda uno de los Colegios más importantes de la ciudad y de todo el país. El Christ Church College fue fundado en 1524 y por sus salas y habitaciones han pasado personalidades tan importantes como John Locke o Lewis Carroll, pero por lo que se ha hecho mundialmente famoso ha sido porque su comedor seguro que os suena: es el que aparece en las películas de Harry Potter, el de Hogwarts End ...!

Además de su refectorio, son espectaculares sus patios, su catedral y su escalera central (también sale en alguna de las pelis del famoso mago). Por eso y porque es una joya de la arquitectura gótica inglesa visitar este College es imprescindible en esta excursión.

Pero también vimos el Oxford Covered Market, en High Street, muy recomendable porque tiene todavía el sabor de un mercado de finales del siglo XVIII, donde podéis comprar de todo (no os perdáis las Ben's Cookies, junto con un riquísimo batido de Moo Moos!). De allí fuimos a ver la Iglesia de St Mary y uno de los conjuntos más bonitos de Oxford, el de la Radcliffe Camera, una biblioteca de planta circular, y la Bodleian Library, que por cierto también sale en alguna peli de Potter. 

Y después de tanta arquitectura, un paseo por la zona de tiendas (Cornmarket y Queen Street) y de vuelta en tren a casa. A descansar y a ver una de las pelis del mago...